Coches manuales vs automáticos

Curiosidades sobre las autopistas
Curiosidades sobre las autopistas
14 agosto, 2020
Revisa tu coche después de las vacaciones
Revisa tu coche después de las vacaciones
4 septiembre, 2020
Coches manuales vs automáticos

Coches manuales vs automáticos

¡Hola! Ya estamos de vuelta en nuestro LavaBlog. Después de una semana de descanso, volvemos con más energía que nunca. Hoy te hablaremos sobre un debate que siempre está encima de la mesa: Coches manuales vs automáticos.

¿Tú de qué eres más? ¿Automático o manual? Lo cierto es que, aunque los automáticos están en auge (y también son un poco más caros), cada uno tiene sus ventajas y sus inconvenientes. ¿Listo para saber cuáles son? Muy atento a nuestro artículo de hoy.

Tradición de coches manuales

Hay países en los que los coches automáticos son ya algo muy común. Por ejemplo, Estados Unidos. Todos hemos visto esas películas donde los padres regalan al chico o a la chica un coche automático por su 16 cumpleaños. Y es que allí pueden conducir a más temprana edad, y llevar un coche automático, no nos engañemos, es bastante más sencillo.

Sin embargo, en Europa, y sobre todo en España, lo más normal del mundo es encontrarnos con coches de cambio manual. Esto puede ser una ventaja inicialmente, ya que si se da el caso de tener que conducir un vehículo con cambio manual, ya estaremos preparados para ello. Sin embargo, el automático es mucho más cómodo y fácil de llevar.

Caja de cambios manual
Coches manuales vs automáticos

Durante los primeros años en los que se instauró el coche de cambio automático en España, resultaba extraño para algunos. Además, la caja de cambios tenía un aspecto brusco y feo. El consumo era más alto que en uno manual, y la gente solo le veía defectos.

Pero eso ya es pasado. Actualmente los coches automáticos han evolucionado de manera eficiente y son tan aptos como los manuales. Los consumos se han equilibrado y la pequeña caja de cambios ahora resulta muy moderna e intuitiva.

Además, el precio total del coche automático con respecto del manual, en ocasiones varía muy poco. Existen modelos de coches automáticos que solo aumentan entre 300 y 500 euros con respecto al mismo modelo en versión manual.

Aún quedan muchas personas que prefieren el cambio manual, tener que ser ellos los que cambien de marchas por su cuenta y continuar esa tradición. Porque tiene su encanto, más allá de resultarnos más o menos cómodo.

Caja de cambios manual

Como ya hemos dicho, cada una de las versiones de las cajas de cambio, tienen sus ventajas y sus inconvenientes. A continuación, analizamos todos los pros y las contras. Empezaremos examinando la caja de cambios manual.

Ventajas

El precio. Claramente, los coches de cambio manual son más baratos, aunque como hemos dicho antes, cada vez se reducen más las diferencias. Puedes conseguir un coche de cambio automático por solo 300 euros más que uno manual.

Por lo tanto, esta ventaja cada vez va desapareciendo más y más, hasta que seguramente acaben igualándose ambos modelos. De todas maneras, actualmente sí que hay notables diferencias de precio en muchos modelos, llegando a haber una diferencia de 3.000€ en coches de gama media.

Tú decides cuando cambiar de marchas. Parece obvio, pero es así. El conductor puede darle al coche el comportamiento que él quiera. Podrá revolucionarlo hasta donde quiera (cosa que puede ser perjudicial si se hace mal), y además se podrá aprovechar el freno motor.

Mayor precisión. Aunque cada vez hay más automáticos muy precisos, todavía es mayor esa precisión en la caja de cambios manual. Las maniobras en pendiente o a punta de gas, gracias al pedal del embrague, tienen un manejo más suave.

Simplemente, el encanto de los coches con caja de cambios manual. Los mayores aficionados al mundo del motor son unos enamorados de este tipo de caja de cambios. La conexión entre la persona y el coche se hace más especial.

Inconvenientes

Cada vez hay menos. Los coches manuales, tarde o temprano, están condenados a la extinción. La competencia directa que tienen ahora es la de los coches automáticos, pero es que en el futuro también deberán competir con los coches autónomos, lo que hace muy difícil su supervivencia.

Además de eso, los coches eléctricos, que ya forman parte del panorama automovilístico actual, aunque sea en menor medida, rara vez usa una caja de cambios manual, ya que carecen de marchas, salvo algunas expcepciones.

Su transmisión es más incómoda. Siempre debes estar pendiente del motor y de lo que ocurra en él. Esto se nota más en situaciones como atascos o tramos estrechos, donde debes ir más despacio y el juego con el pie izquierdo puede acabar cansándote un poco.

Son más propensos a averiarse. Este seguramente sea el inconveniente más grave de todos. El uso recurrente de embragues y demás elementos necesarios para su funcionamiento, provocan un mayor desgaste. Eso sí, las reparaciones son menos costosas.

Herramientas de reparación
Coche manual vs automático

Caja de cambios automática

Ventajas

La transmisión es más cómoda. Es más agradable el cambio de marchas automático a la hora del uso en el día a día. En atascos o en trayectos en los que tenemos que parar mucho, es algo mucho más satisfactorio para los conductores.

Se combina mejor con la tecnología. Sistemas como el de ayuda a la conducción o la función de parada, son más efectivos en coches automáticos, debido a su carácter más tecnológico y vanguardista.

Evolucionan cada día. Cada vez son mejores los coches automáticos. Anteriormente, los cambios de marchas eran planos y aburridos. Ahora, cada vez más, se asemejan a los que haría una persona sentada al volante.

Coche automático
Coches manuales vs automáticos

Cada vez hay más. Ya está muy extendido el uso de las cajas automáticas. Antes solo estaban destinadas para unos pocos privilegiados. Ahora, cualquier compacto puede tener su versión en automático, y no solo para sus motores con más potencia.

Puedes usar levas. Si lo deseas, en algunos tramos o situaciones puedes poner el modo manual, para volver a tener esa sensación de cambio de marchas ejercido por ti mismo. Las levas las encontrarás detrás del volante.

Inconvenientes

El mantenimiento es más caro. Como te dijimos antes, las reparaciones cuando tengas que ir al taller, te saldrán más caras que en uno manual, debido a su tecnología más compleja. Sus piezas móviles y la electrónica elevan considerablemente el coste.

Mayor consumo. Consumen algo más que los coches manuales, aunque también en eso se vayan igualando las fuerzas. El avance de la técnica, el empuje más continuo y la inexistencia de interrupciones de empuje entre marchas, lo van haciendo posible.

Menos sensación de libertad de movimientos. Puede parecer una tontería, y a algunos no le importa tanto. Pero como también dijimos antes, los amantes del motor prefieren tener esas sensaciones de libertad de cambio de marchas.

Esperamos que te haya gustado nuestro post de hoy, y que si estás pensando en comprarte un coche y dudas entre manual y automático, te hayamos ayudado un poco. Nosotros volvemos la semana que viene, aquí, en el LavaBlog.

Información recogida de Motorpasión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *