Viajes en caravana

Día mundial sin coches
Día mundial sin coches
18 septiembre, 2020
Kits para moteros
Kits para moteros
2 octubre, 2020
Viajes en caravana

Viajes en caravana

¡Hola! Ya estamos de vuelta una semana más en el LavaBlog. Últimamente hemos notado un aumento en la venta de caravanas. Mucha gente disfruta de la libertad de poder ir donde quiera y gozar de la naturaleza o de entornos relajados. Y tú, ¿eres de viajes en caravana, o prefieres los viajes en coche para hospedarte en un hotel?

Y es que este tipo de vehículo, tiene mucho éxito entre familias, jubilados o parejas. Ya sea que compren una o la alquilen, la emoción de recorrer medio país (o parte del extranjero) en un vehículo en el que puedes llevar de todo, es enorme. Antes de nada, debes tener claros algunos conceptos antes de comenzar uno de estos viajes.

Antes de viajar

Debes tener claro que hay caravanas con las que no te vale tener el carnet B de conducir, que es el que la mayoría de conductores se saca para circular con su coche. Si la autocaravana supera los 3.500 kilogramos, tendrás que sacarte el B96, o el B+E (recomendado).

Es común que sobrepases ese peso si llevas una caravana junto a un coche voluminoso remolcado. Las autocaravanas más grandes que incluyen muchas prestaciones, también suelen pesar más de 3.500 kilogramos, fácilmente.

Aunque no haga falta recordarlo, lo haremos por si acaso. La caravana, igual que cualquier otro vehículo, necesita un seguro. El mismo puede ser ampliado con coberturas extra, según las necesidades que puedas tener. La asistencia en viaje es una cobertura muy demandada para este tipo de vehículos que se pasan el día en la carretera.

Como curiosidad, si la caravana que tienes pesa menos de 750 kilogramos, el seguro que tengas con tu vehículo principal, te puede valer para cubrir la caravana a terceros, pero no lo hará para los daños propios. Si pesa más de eso, necesitará un seguro independiente.

En cuanto a la velocidad a la que puedes circular, debes tener muy claro a cuánto puedes ir con la caravana. Recuerda que las señales de tráfico (de limitación de velocidad) no van dirigidas especialmente a las caravanas, sino más bien a los turismos convencionales.

Viajes en caravana
Viajes en caravana

Las caravanas no deben circular a más de 90 km/h por autovías o autopistas, ni a más de 80 km/h por vías convencionales, como norma general. En ciudad, al igual que todos los vehículos, no debes circular a más de 50 km/h.

Si decides viajar por otros países, tendrás que adaptarte a sus normas. Por ejemplo, en Portugal, un país muy típico con el que ir con tu caravana, puedes circular en autovía o autopista a 100 km/h, y en carretera convencional a 70km/h. En Francia, podrás llegar a los 130km/h en autovía y autopista.

Que tu caravana tenga una cama maravillosa donde poder descansar, no quiere decir que te puedas parar en cualquier lado a tomar ese descanso, como tampoco lo harías con un coche. Los mejores sitios para dormir y descansar son los campings. Estos lugares están acondicionados para ello y seguro que compartes espacio con otras caravanas.

Interior

En cuanto a las plazas del interior de la caravana, por muchas que tenga, debes saber que se tiene que viajar en las que están preparadas para ello. Puede que tengas algunas muy cómodas en las que poder tomarte un helado o una copa mientras estás acampado, pero no están adaptadas para viajar.

Habitualmente, las plazas que están destinadas para dormir, son también las que están preparadas para viajar. Pero no siempre es así, por ello, fíjate bien. Recuerda que está prohibido viajar en una caravana de pie o fuera de los asientos reglamentados.

Recuerda que en la caravana dormirás, cocinarás, descansarás, reirás… Por eso, lleva todo lo necesario para ello. Antes de viajar, y de que después te arrepientas de haberte dejado esa sartén que tanto te gusta en la que no se te pega la tortilla, haz una pequeña check list. Acuérdate de las sábanas, edredón si hace frío, sartenes, ollas, jabones, toallas, fregona, linterna…

Rutas nacionales en caravana

En España, los primeros campings comenzaron a aparecer en Cataluña, en los años 60. Gracias a eso, muchos viajeros procedentes de Francia venían con sus caravanas a nuestro país, lo que introdujo un poco esa cultura de viajes en caravana en España.

Hay infinidad de rutas que puedes hacer por nuestro país con una caravana. Una de ellas, el Pirineo oscense. Huesca tiene multitud de parajes naturales de gran encanto como Ordesa, Monte Perdido, Benasque o Canfranc.

Si prefieres tierras castellanas, puedes hacer la ruta del vino por Valladolid y catar unos cuantos caldos en tus descansos. Además podrás apreciar los castillos de Peñafiel, Coca, Tordesillas, Campogrande… Puedes ver pueblos burgaleses de gran encanto, cercanos al País Vasco, o tierras leonesas, que nunca defraudan.

Incluso puedes hacerte el Camino de Santiago en caravana. No tiene el mismo mérito que si lo hicieras andando, pero sí el mismo encanto. Puedes empezar en Roncesvalles, Navarra. Este pueblo seguro que no te dejará indiferente.

¿Y qué tal un viaje por Asturias, tierra de verdes praderas y hermosos lagos? Aprovecha para visitar también a su vecina Cantabria, con fabulosos pueblos como Santillana del Mar, Comillas, Cabezón de la Sal o Castro Urdiales.

Si eres más de sur, puedes empezar por Cádiz, cuna del Jerez y del flamenco. Merecerá la pena visitar sitios como Medina Sidonia o Vejer. Los caravaneros de pro son muy de Almería. Visita el Cabo de Gata, Oria, San Juan de los Terrenos…

Cuidado con las multas

Como te dijimos antes, no pienses que puedes aparcar o estacionar con la caravana en cualquier sitio. Su privilegio como vehículo “casa”, no impide que tenga que cumplir las normas como cualquier otro vehículo. La cuantía de la multa si cometes una infracción así, dependerá de la normativa de cada municipio.

Como pasa también con cualquier vehículo, está permitido pernoctar. Es decir, se puede descansar y dormir dentro de la caravana. Lo que no está permitido es acampar (en zonas que no están adaptadas para este fin). Si extiendes las cotas exteriores del vehículo, invadiendo el espacio, será sancionable. Las cuantías pueden estar entorno a 40€ por metro cuadrado ocupado.

Viajes en caravana
Viajes en caravana

También nos podrán multar si introducimos nuestra caravana dentro de un lugar protegido. Muchas veces, hay personas que no se dan cuenta pero están “profanando” un espacio natural protegido. Estas sanciones oscilan entre los 500 y los 5001€.

Ojo con la masa máxima autorizada. Hay un límite que es relativamente fácil de superar, así que ten cuidado con cuánto cargas la caravana. La multa puede ser de hasta 4000 euros. Y por último, aunque bastante evidente, te podrán multar por exceso de velocidad. Ten en cuenta las limitaciones que te comentamos antes.

El confinamiento nos ha hecho valorar más la libertad y el estar en paz con nuestro entorno. Por eso ha crecido tanto la demanda de este tipo de vehículos desde hace unos meses. Si te animas a hacerte con una, o a alquilarla, esperamos que nuestros consejos te sirvan de algo.

Nosotros lo dejamos por hoy, con estos viajes en caravana. Recuerda que cada semana estaremos al pie del cañón en el LavaBlog 😉

Información recogida de Motorpasion y Soycaravanista.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *